Landing pages: qué son y por qué las necesitas

Marketing digital

Actualmente vivimos en una era completamente digital que está siendo dominada por el internet y los smartphones, por lo que las empresas están optando por dejar la publicidad tradicional (periódico, televisión, radio, etc.) y están invirtiendo en marketing digital (SEO, redes sociales, PPC)

Una página web y una fanpage en Facebook se han convertido en el nuevo kit de supervivencia de la mayoría de los negocios, ya que les permite darse a conocer de manera rápida y (prácticamente) gratuita.

Sin duda alguna, contar con una página web es de suma importancia; con ella puedes dar información de tu empresa, como los servicios o productos que ofreces, la dirección y ubicación de tus oficinas, así como tus datos de contacto y horario de atención.

Además, muchas compañías ya están integrando estrategias de marketing digital como Google AdWords o Facebook Ads para aumentar sus ventas. No obstante, están desperdiciando miles de pesos en sus campañas por no utilizar landing pages.

- ¡¿Qué?!, ¿tú tampoco sabes qué es una landing page?

Bueno, no te preocupes. Estás en el lugar correcto, porque hoy te vamos a enseñar qué son las landing pages y por qué las necesitas.

Qué es una landing page

Una landing page o página de aterrizaje es una página web o sección de tu sitio que tiene el único objetivo de convertir a los visitantes en prospectos o clientes. Este tipo de páginas se utilizan principalmente en campañas de marketing digital y sólo se puede acceder a ellas mediante los anuncios (no a través desde algún menú en el home de tu sitio web).

¿Cómo funciona una landing page?

Para que lo puedas entender fácilmente, usaremos un ejemplo:

Imagina que creaste una campaña de anuncios en AdWords para vender tus productos. Ya tienes seleccionada tu lista de palabras clave, la delimitación de las zonas geográficas, diste de alta las extensiones de anuncio, vinculaste tu cuenta de Analytics… en fin, ¡tu campaña es un éxito! (o al menos eso parece).

Toda la analítica parece indicar que ya debiste haber vendido toda tu mercancía: muchas personas les han dado clic a tus anuncios, tu CTR es altísimo, tu CPC es menor que el promedio de la industria… lamentablemente no has vendido nada y te preguntas por qué.

Aquí te va la respuesta:

Las personas que estaban interesadas en tu producto veían tu anuncio y le daban clic (todo bien hasta aquí). Tu enlace los dirigía a la sección del producto dentro de tu página web (justo acá todo se empieza a descontrolar).

Aunque se encontraban dentro del apartado del producto en el que estaban interesados, encontraron que en el menú había otras secciones con información de tu empresa, como “Nosotros”, “Oficinas”, “Productos”, “Blog”, entre otros.

Al ver esto, los visitantes que estaban decididos a comprarte deciden que quieren conocer más de tu empresa y se dirigen a “Nosotros” (desde aquí lentamente comienzan a perder el interés). Después de leer la historia de tu compañía, encuentran un enlace hacia tu página de Facebook.

Después de darse cuenta de que (tristemente) no publicas nada en tu fanpage, aprovecha que ya está en Facebook y decide ver qué hay de nuevo en la sección de noticias (para este momento apenas y recuerda qué estaba haciendo en tu página web).

Por si fuera poco, a este visitante que alguna vez fue buen prospecto, le llamaron por teléfono, le llegaron 3 correos y le enviaron varios mensajes por WhatsApp (es decir, ya lo perdiste).

¿Qué debe tener una landing page?

Aunque en este artículo no entraremos en detalle, una landing page debe tener un solo Call To Action (llamado a la acción) u objetivo. De esta forma limitas las opciones de los visitantes a sólo 2: irse o comprar.

Igual de importante que saber qué debe contener, es saber qué no debe contener: olvídate de agregar un menú de navegación (a menos que sólo te desplace a secciones dentro de la misma página); no agregues enlaces externos, aunque sean de tu misma página web; no agregues información de otros productos o servicios; no pongas los enlaces de tus redes sociales… en conclusión, elimina todas las posibles distracciones.

Si no te quieres perder la segunda parte de este artículo, ¡síguenos en Facebook!


déjanos tus datos

tomemos un café

hola@headtag.mx
22.23.06.09.00